MENU

El domador

El domador

Era su primer día, había luchado mucho para encontrar un trabajo y no podía decir que no. Aunque la paga no era muy buena decidió presentarse a la prueba. No había podido dormir en toda la noche por los nervios, por eso que apagó el despertador sin darse cuenta. Tres cuartos de hora más tarde saltó de la cama y se vistió como pudo, nada de peinarse, lavarse la cara o desayunar, además, como siempre pasa, el autobús llegó tarde. La primera impresión para el director de casting, no nos vamos a engañar, no fue muy buena.

Allí estaba él, frente a ese león con tantos dientes como pelos, un instante antes de que ocurriera lo peor.

Hacemos tantas cosas por amor…

(…por amor al dinero, claro.)

COMMENTS: 7
  1. septiembre 14, 2010 by jazzdelcuento

    Crei que la historia hablaba del leon, y que tal? «Alli estaba el, frente a ese domador con tantos dientes…… Me encanta eres un monstruo renacentista. El diente que le falta al leon es genial para otro cuento, jajajjaja ademas el tio se ve que esta diciendo, madre mia otro novato aqui en mi jaula.

  2. septiembre 14, 2010 by PajaroCirco.com via Facebook

    jajajaja!!!! muchas gracias!!! un comentario muy tuyo 😀

  3. septiembre 14, 2010 by Raúl Lucas

    Jajajaja!!! qué grande eres, perfecto, en ese caso sólo habría que cambiar una frase:

    «Allí estaba él con su mejor sonrisa frente a ese domador un instante antes de que ocurriera lo peor.»

  4. septiembre 14, 2010 by Gianella

    Genial!!!, látigo flácido versus melena de fuego!!! me encanta.

  5. septiembre 16, 2010 by PajaroCirco.com via Facebook

    por cierto, parece que el cuento sigue…

  6. noviembre 11, 2010 by Cristina

    Hola Raúl!! Que tremenda esta tu web!! me alegro mucho de ver por fin los contenidos!!
    Te iré visitando si la memoria no me falla mucho.
    Un abrazo desde Valencia!

  7. noviembre 11, 2010 by Raúl

    Jo! muchas gracias!!!

Leave a Comment!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *